Archivo de la etiqueta: japonés

Montessori Maths Camp III: El ábaco

El ábaco nos va a servir para practicar la suma, la resta y la multiplicación. Hay un ábaco con un aspecto más oriental, y de hecho su origen es japonés, que es el Soroban. Parece más sofisticado pero en realidad es igual aunque más compacto que el “normal”, solo le encuentro la ventaja de que quizá (no lo sé con seguridad) al dar el salto al cálculo mental, cuando ya no se necesita el ábaco para realizar las operaciones, es más fácil visualizarlo mentalmente. He encontrado un curso online para aprender a usarlo, incluso raíces cuadradas; no descarto hacerlo pero más adelante, ya que ahora solo tenemos que manejar las operaciones básicas y no ando muy sobrada de tiempo.

Soroban
Soroban

Nosotros tenemos el ábaco de Ikea de toda la vida (desde que hay Ikea). Me gusta porque es grande, de colorines, y de madera, muy fácilmente manipulable. Tiene diez filas con diez cuentas cada una, agrupadas en pares: el primer par de color blanco, y luego amarillo, rojo, verde y azul. Serían, por orden, unidades, decenas, centenas, millares, etc.

abaco de ikea
Ábaco de Ikea

Para el tema de la nomenclatura, no encuentro mayor problema con mi hija, quizá otros niños necesiten que les aclaren lo que es un número, una cifra, un dígito… En general nosotras usamos para nombrar una cantidad el concepto cifra (el figure inglés), para nombrar cada uno de los componentes de una cifra (unidad, decena, centena, etc) el concepto dígito, y la palabra número puede sustituir tanto a cifra como a dígito.

ANOTACIÓN Y LECTURA DE NÚMEROS

Lo primero es aprender a anotar los números, que implica también saber leerlos. Muy conveniente que se acostumbre el niño a poner el ábaco a cero (o “borrarlo”) después de cada operación.

SUMA

Para la suma sin llevada (estática), simplemente hay que anotar un número, a continuación el otro, y leer.

Para las sumas con llevada (dinámicas), lo primero que hay que explicar es que cada 10 bolitas equivalen a una bola de la fila inferior. Para hacer la llevada, el niño tiene que hacer una pequeña resta (las que tengo y las que me faltan hasta diez) y recordar anotar una bola en la fila inferior. Es conveniente mostrarle cómo hacer las dos jugadas al mismo tiempo con las dos manos, para automatizarlo.

RESTA

Para la resta estática (sin llevada), se anota la primera cifra y simplemente se sustrae, se retira, la segunda cifra.

La resta dinámica, con llevada, es un poquito más compleja, especialmente si alguno de los dígitos de las cifras implicadas es un 0. Hay que insistir un poco, pero una vez fijado no es nada complicado.

Como todo lo que se quiere dominar, requiere práctica, práctica, práctica. Por suerte los niños necesitan practicar mucho menos que los adultos para ser excelentes.

Vamos a dejar la multiplicación para otro día, porque nos vamos de viaje de vacaciones, y seguramente no vamos a tener tiempo de practicar formalmente, pero promete. Estoy aprendiendo muchísimo de otras páginas que aplican el método Montessori a las matemáticas, pero especialmente me gusta aprendiendomatematicas.com ¡La recomiendo vivamente!

Parchis
Parchis